22 de noviembre de 2017

CARPACCIO



Ingredientes:
  • Solomillo de ternera (1 medallón de unos 100 gr)
  • Queso de oveja curado
  • Alcaparras
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Salsa mahonesa (2 cucharadas soperas)
  • Mostaza de Dijon (1 cucharadita)
  • Limón (1)
  • Rúcula
  • Tomates cereza
  • Aceitunas negras
Preparación:
  • Limpia la carne de grasa, fascias, etc. Córtala en filetes finos. Si te gusta que quede un carpaccio muy fino aplasta los filetes un poco. Extiéndelos sobre el plato o fuente en la que vayas a servir.
  • Salpimienta.
  • Prepara una salsa mezclando la mahonesa con la mostaza, unas gotas de zumo de limón y un chorrito de aceite de oliva. Mezcla bien. Coloca un poco de esta salsa sobre la carne.
  • Coloca unas alcaparras sobre la carne y ralla sobre ella queso a tu gusto.
  • Prepara una ensalada con la rúcula, los tomates cereza abiertos a la mitad y las aceitunas negras. Alíñala con sal, pimienta negra molida, aceite de oliva y zumo de limón.
Los ingredientes necesarios para el carpaccio y su guarnición.

Esta es la pieza de solomillo que he adquirido. Un solomillo completo puede resultar caro pero puedes hacerte con un trozo pequeño.

Para acompañar al carpaccio he aliñado una ensalada de rocola, tomates cereza y aceitunas negras.

Preparo una salsa que le viene muy bien al carpaccio con un poco de mahonesa, mostaza de Dijon, zumo de limón y unas gotas de aceite de oliva.

El plato terminado resulta muy completo, sabroso y ligero. ¡Healthy food de la buena!.

17 de noviembre de 2017

GALETTE COMPLÈTE


Ingredientes de la galette (para unas 6):
  • Harina de trigo sarraceno (150 gr) (0,6 tazas)
  • Agua (350 gr) (1,5 tazas)
  • Huevo (1)
  • Sal (una pizca, al gusto)
  • Mantequilla (para untar la sartén)
Ingredientes del relleno (las cantidades cada uno a su gusto):
  • Huevo
  • Jamón cocido
  • Queso emmental
  • Pimienta negra
  • Cebollino fresco
  • Mantequilla (para untar la sartén)
Preparación:
  • Pon en un bol los ingredientes de la galette y mézclalos muy bien hasta obtener una masa uniforme y sin grumos.
  • Tapa y reserva en al nevera. Las puedes hacer al momento pero quedan mejor si reposan. Yo suelo dejarlas toda la noche en la nevera hasta el día siguiente.
  • Pon una sartén a fuego alto.
  • Cuando esté caliente la sartén, frótala con una pizca de mantequilla.
  • Vierte sobre la sartén un cazo de la masa de galette y estírala para que quede finita.
  • Cuando cuaje, dale la vuelta.
  • Una vez hecha ve sacando las galettes que vayas haciendo a un plato.
  • En la misma sartén con un poco más de mantequilla fríe un huevo con jamón cocido y queso al gusto.
  • Añade un poco de pimienta Negra molida.
  • Pon una galette en un plato para servir.
  • Retira el huevo con el jamón y el queso y colócalo todo sobre la galette. Cierra los extremos de la galette hacia El centro.
  • Decora con un poco de cebollino fresco picado por encima.
Los ingredientes para hacer la galette. Harina de trigo sarraceno, agua, huevo, sal y mantequilla para untar la sartén.

Se mezclan en un bol la harina, el huevo y la sal.

Se añade el agua y se mezcla todo con una varilla. Debe quedar una masa líquida y sin grumos.

Tapa la mezcla y deja que repose. Lo ideal es dejarlo en la nevera hasta el día siguiente aunque puedes hacerlas al momento.

Al día siguiente la harina ha absorbido bien la mezcla de huevo, agua y sal y está lista para hacer los crepes (galettes).

Sartén caliente (yo uso una paella), un poco de mantequilla untada y un cazo de la masa bien estirada para que salga una galette fina.

Se hacen muy rápido. Una vez cuajada la masa por un lado se le da la vuelta para hacerla por el otro.

Las galettes recién hechas se amontonan en un plato o fuente hasta tener los rellenos.

En la misma sartén, con un poco más de mantequilla hacemos el huevo con el jamón cocido y el queso rallado.

Una vez cuajado el huevo a nuestro gusto y con el queso semiderretido le añado un poco de pimienta molida.

Lo tradicional es doblar los extremos de la galette hacia El Centro.

Que te quede la yema bien jugosa. ¡Es una orden!.


15 de agosto de 2017

PIMIENTO RELLENO DE JAMÓN QUESO Y HUEVO


Ingredientes:
  • Pimiento verde (1)
  • Jamón serrano en lonchas gruesas (200 gr)
  • Huevos (2)
  • Queso curado (100 gr)
  • Cilantro fresco
  • Salsa Tabasco o similar (al gusto)
Preparación:
  • Limpia bien los pimientos, córtalos por la mitad y colócalos en una cazuela apta para el horno.
  • Corta las lonchas de jamón en tiras y estas en cubitos.
  • Rellena las mitades de pimiento con los trozos de jamón serrano.
  • Coloca un huevo sobre cada pimiento relleno de jamón.
  • Ralla queso curado sobre los pimientos con jamón y huevo.
  • Hornea a 180º C (356º F) durante 5 minutos.
  • Enjuaga, seca y pica el cilantro fresco.
  • Sirve espolvoreando un poco de cilantro fresco picado sobre cada pimiento con jamón huevo y queso y añade salsa tipo Tabasco a tu gusto.
Limpia bien los pimientos a utilizar. Pueden ser verdes como este o de cualquier otro tipo.

Abre los pimientos por la mitad teniendo en cuenta que deben tener una forma "rellenable".

Voy a rellenarlo con jamón serrano. Una loncha gruesa que corto primero en tiras y después en taquitos. Puedes usar jamón dulce (de York).

Coloca los pimientos en una cazuela apta para horno.

Rellena en primer lugar con los trocitos de jamón.

Después del jamón, coloca, con mucho cuidado de que no se rompa la yema, un huevo sobre cada mitad.

Ralla queso curado sobre cada una de las preparaciones. En esta ocasión he usado queso parmesano.

Con 5 minutos a 180º C (356º F) serán suficientes para que la yema quede hecha pero jugosa, el queso se derrita y el pimiento se haga un poco (quedara crocante).

Por último decoro con cilantro fresco picado y un buen chorrete de salsa de chiles picantes (tipo Tabasco®).

14 de junio de 2017

REDONDO DE CERDO EN SALSA CON SETAS Y GUISANTES


Ingredientes:
  • Redondo de cerdo (1)
  • Cebolla (1,5)
  • Zanahorias (2)
  • Ajos (6)
  • Setas de cultivo (8)
  • Guisantes (500 gr)
  • Perejil fresco
  • Hierbabuena o menta fresca
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Aceite de oliva
  • Licor: whisky, brandy, cognac, tequila, pactarán... (1 chupito)
  • Cerveza (125 cl -un botellín de 1/5-)
  • Concentrado de carne -opcional- (1 cubo)
Preparación:
  • Pela y trocea todas las verduras. El troceado no ha de ser muy refinado porque después vamos a pasar las verduras.
  • Puedes atar el redondo, introducirlo en una malla o dejarlo tal cual.
  • Prepara la olla a fuego medio-fuerte con un poco de aceite de oliva y dora la pieza de carne.
  • Añade la cebolla, la zanahoria, la mitad de los ajos y el tomate en la olla. Sazona.
  • Vierte el chupito de licor y deja evaporar el alcohol.
  • Incorpora la cerveza.
  • Tapa la olla y deja cocer a fuego lento durante una hora. A mitad de cocción puedes darle la vuelta a la carne.
  • Pasada la hora apaga el fuego.
  • Saca la carne y retira las bridas si las tuviera. Córtala en filetes finos.
  • Pasa la salsa por un pasapurés o tritúrala a máquina y ponla en la olla a fuego lento para que reduzca, pierda agua y concentre su sabor.
  • Incorpora los filetes de carne dentro de la salsa.
  • En una sartén a fuego medio-alto con un poco de aceite de oliva sofríe el resto de ajos en láminas, las setas troceadas y los guisantes. Sazona. Tapa y deja que se hagan unos 3 minutos a fuego lento.
  • Pica la hierbabuena y el perejil juntos.
  • Sirve la carne con la salsa y acompaña con la guarnición de setas y guisantes.
  • Decora con las hierbas frescas.
El redondo es una pieza del jamón. Seguramente tendrás que encargarla en tu carnicería.

La guarnición esta vez será de setas y guisantes para salirnos de la tradicional... las patatas fritas.

Estas son las verduras con las que voy a estofar la carne.

Con un trozo de tubo de PVC y una malla que venden en tiendas especializadas de carnicería se "ata" muy fácilmente el redondo.

Con estas mallas podemos olvidarnos de la complicación que supone atar la pieza de carne.

Tirando de las cuerdas transversales de la malla se cierra perfectamente.

Lo primero es dorar la carne en un poco de aceite de oliva a fuego medio-alto.

La verdura se añade pelada y cortada en trozos bastos.

Yo he añadido un poco de jugo concentrado de carne que suelo preparar para aportar sabor a mis guisos. Puedes dar una pastilla de calo o no poner nada.

Añado un chorizo de whisky o de cualquier otro licor y dejo evaporar el alcohol. También aportará su aroma.

Con un botellín de cerveza estofaremos este guiso. Puedes usar caldo o simplemente agua en lugar de la cerveza.

Dejaremos hacer durante una hora a fuego bajo y con la tapa puesta.

Pasado el tiempo de cocción sacamos la carne y colamos la salsa para separarla de las verduras.

Podemos triturar las verduras a mano como hago yo con este pasapurés o bien utilizar una máquina que lo dejará más fino.

Así queda la salsa pasada a mano. Si la trituras con una máquina quedará todo mejor triturado y también el color será más claro.

La malla se retira muy fácilmente ayudándonos de unas tijeras o de un cuchillo.

La carne se corta muy fácilmente a cuchillo pero si queremos un trabajo más profesional podemos hacerlo con un cortafiambres.

Introduzco los filetes en la salsa. Esta irá reduciendo y los filetes tomarán mejor gusto.

Aquí estoy salteando la guarnición. Un poco de aceite con un tres ajos laminados, las setas troceadas y unos cuantos guisantes frescos.

Las hierbas picadas le dan un toque fresco a este plato, sobre todo la hierbabuena. 

He tapado la guarnición durante 3 minutos para que se hagan los guisantes y ya está lista para servir.

Sirvo la carne con un poco de salsa.

El plato queda así con la guarnición y las hierbas. ¡Espero que te guste!.

8 de junio de 2017

CÓMO COCER PULPO


Ingredientes:
  • Pulpo (1 pulpo de 2 kg)
  • Agua (4 litros de agua, el doble que el peso del pulpo)
  • Patata de tamaño medio -100 gr la unidad- (4)
  • Laurel (2 hojas)
Preparación:
  • Limpia el pulpo: hay que quitarle la boca que es una especie de “pico de loro” que hay donde se unen los tentáculos. Hay que limpiar bien los tentáculos ventosa a ventosa porque suelen tener suciedad en ellas. Suelen venderlos eviscerados. Si no lo está, tendrás que eviscerarlo. Esto es bastante fácil. Solo hay que darle la vuelta a la “capucha” (cabeza) y retirar todo lo que encuentres en su interior. Los ojos se le dejan al cocerlo pero se retiran después de la cocción.
  • Pela las patatas.
  • Pon a fuego alto una olla con abundante agua.
  • Introduce el laurel.
  • Cuando empiece a hervir el agua baja el fuego a medio para que el hervor sea suave.
  • Introduce el pulpo en la olla. Lo tradicional es sujetarlo por la capucha y “asustarlo” -introducirlo 3 veces antes de dejarlo en el agua hirviendo-. El asustado evita que la piel se rompa fácilmente al manipular el pulpo tras la cocción.
  • Introduce las patatas.
  • Deja que cuezan pulpo y patatas. Lo mejor es ir pinchando tanto el pulpo como las patatas para saber cuanto están bien cocidos a nuestro gusto. Por regla general, yo dejo cocer el pulpo 20 minutos por cada kilogramo de peso. Las patatas de 100 gr en 40 m están listas (sino las dejo un poco más de tiempo).
  • Saca el pulpo de la olla.
  • Saca las patatas.
  • Troceado del pulpo: Se hace a tijera y con el pulpo caliente -es mejor usar guantes para no quemarnos-. Primero se corta cada tentáculo por la base y después se corta el tentáculo en rodajas gruesas. Al final, tras cortar los 8 tentáculos quedará la cabeza -“capucha”-. A esta hay que cortarla por encima de los ojos -que se desechan-. La capucha se trocea y se puede usar para cualquier receta.
NOTA: El pulpo sale más barato congelado que fresco. Si lo compras fresco hay que congelarlo (o darle una paliza) para que se ablanden las fibras así que prefiero comprarlo ya congelado. Para descongelarlo lo dejo una noche entera en una bandeja en la nevera y se descongela lentamente.

Me gusta comprar el pulpo congelado. Es más barato que el fresco que después hay que congelar para ablandar las fibras.

Descongelo el pulpo en la nevera, poco a poco. Lo pongo sobre una bandeja y al día siguiente lo tengo descongelado.

Aquí tengo el pulpo descongelado. Ahora hay que proceder a limpiarlo.

En esta bandeja tengo el pulpo una vez limpio. Le he limpiado los tentáculos, le he quitado las vísceras y el pico (podéis ver ambos despojos arriba a la derecha).

Aquí está el pulpo totalmente limpio. Lo he enjuagado a conciencia bajo el grifo.

Para cocer el pulpo pongo a hervir abundante agua a la que no pongo nada de sal. Añado unas hojas de laurel y sueco las patatas al mismo tiempo.

Deberás cocer el pulpo unos 20 minutos por kilo de peso. Lo más prudente es pincharlo de cuando en cuando y sacarlo a tu gusto.

El pulpo cocido troceado sobre el tradicional plato de pino.

Un plato del la forma más tradicional de servir el pulpo, pulpo a la gallega o pulpo feira. En esta ocasión servido sin patata que es lo tradicional.